QUÉ GAMBERRADA

El Rey firma los Decretos, pero no está obligado a mostrar su Real Aprecio

               A finales de diciembre vienen los premios. En este caso, los premios depreciados, los saldos, las rebajas. El ministro de Cultura y Deportes, no es partidario del Arte en movimiento, de la tauromaquia. Y no ha concedido ninguna Medalla de Oro de las Bellas Artes a torero, ganadero o persona alguna relacionada con el Arte del Toreo. A Iceta le gustan otras artes. Claro, que todo aquel artista que nace y crea el arte a centímetros de la muerte, o al ganadero que crea el arte vivo del toro de lidia, o el que dedica su vida a la Cultura universal del mundo de los toros, no se sentiría excesivamente premiado teniendo que compartir la Medalla de Oro de las Bellas artes con individuos tan mediocres, en lo que a las Bellas Artes se refiere, como Javier Bardem o Javier Gurruchaga, éste último, de la cuerda del ministro.

No obstante, la gamberrada del Ministerio de Cultura carece de importancia comparada con la de Presidencia del Gobierno.  La lectura del Boletín Oficial del Estado (BOE)  del miércoles 29 de diciembre de 2021 no deja espacio a la duda. “Otras Disposiciones. Presidencia del Gobierno. 21732. Real Decreto 1194/2021, por el que se concede la Gran Cruz de la Real y Distinguida Orden Española de Carlos III a don Pablo Iglesias Turrión”. “Queriendo dar una muestra de mi Real Aprecio a don Pablo Iglesias Turrión, a propuesta del Presidente del Gobierno, y previa deliberación del Consejo de Ministros en su reunión del 28 de diciembre de 2021, Vengo a concederle la Gran Cruz de la Real y Distinguida Orden Española de Carlos III. Dado en Madrid, el 28 de diciembre de 2021. Felipe R. El Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez Pérez-Castejón”. 

               Bien. Se sabe que las Grandes Cruces son concedidas por el Rey a propuesta del Presidente del Gobierno o de los ministros que forman parte de dicho Gobierno. El Rey está obligado a firmar y lo hace. Pero podría haber abreviado el texto de la concesión, y haberse ahorrado el párrafo que se inicia con “Queriendo dar muestra de mi Real Aprecio”, a un tipejo que no ha hecho otra cosa que menoscabar el prestigio de la Monarquía, insultar y acusar a la Familia Real y colaborar sin rubor ni prudencia con los grupos políticos o sociales cuyo único objetivo es la demolición de España como Patria y Estado.

 Una cosa es la obligación de un Rey, y otra la muestra de aprecio pública a un dinamitero de la unidad, la libertad y la Constitución españolas. Lo de Ábalos, Huerta y compañía conforman el ambiente chulo y gamberro del Presidente del Gobierno, el gran y principal traidor, que para mantenerse en  La Moncloa se entregó a los podemitas, los separatistas catalanes y los herederos del terrorismo etarra.  Pero en el caso de Pablo Iglesias ese “Real Aprecio” suena muy mal. El Rey firma los Decretos, pero no está obligado a mostrar su Real Aprecio a quien no tiene otro objetivo que la destrucción de la libertad, la imposición del comunismo, la demolición de las libertades y derechos de los españoles y la destrucción de España. Con la firma sobraba. Se cumple con la norma establecida y obligada, y se renuncia a los públicos cariños infecciosos.

                                           Alfonso USSÍA   

(Visited 585 times, 1 visits today)

Comparte:

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn

9 Replies to “QUÉ GAMBERRADA”

  1. Pepe Muguiro dice:

    El 95% de los españoles no dormiría tranquilo con Podemos en el gobierno. PS dixit y Carmen Calvo Pixit.

    Vergüenza de ser español por su clase política.

    • Jaime Patiño dice:

      La cruz es un gran símbolo.
      Pero depende…
      de si te ponen ahi…
      o te la ponen ahí.

      A lo mejor, si no el rey
      al menos los reyes nos regalan la opción que más nos guste

  2. ROSANA NUÑEZ PARAMO dice:

    A mí ya no me extraña nada, visto lo visto y escuchado el discurso del Rey el día de Nochebuena, pues ya espero cualquier cosa, firma lo que le pongan delante y parece entregado a la causa que derriba su propia casa, es incomprensible, pero parece cierto.
    Le humillan constantemente, pero él no reacciona, no sé si puede reaccionar o hacer algo, pero su papel parece cada día más irrelevante.

  3. Ángel García de Vicuña Ibero dice:

    PS, el maligno, disfruta haciendo daño. De otro modo no se entiende la concesión.
    Pedro Sánchez P-C. Las iniciales del segundo apellido me provocan una asociación que no transcribiré, aunque la tentación sea irreprimible.

  4. Fernando José Fernández de Tejada dice:

    Y que lo digan todos Vds., y lo digamos todos los que sufrimos España. O reaccionamos o, del Rey abajo, vamos a acabar como decía, sobre España, el ínclito Alfonso Guerra,- ahora parece, junto a su Felipe, Jesusito de mi vida-, que tras ellos no la iba a reconocer ni la madre que la parió.
    Si te engañan una vez, bueno, pero mas y tan reiterada y ofensivamente es impotencia y debilidad malsana, propia de una sociedad amedrantada, acomplejada y cobarde. Y esto ultimo es realmente lo ultimo que se puede ser.
    Me da que mas de uno raya por ahí y siendo militar, entre otras muchas cosas, es inadmisible, no puede, no se lo puede permitir, ni por él, ni por España, ni por los españoles que no estamos de acuerdo con la desintegración de España, ni conque esto esté sucediendo con toda la burla del mundo, como yo mismo venía a decir ayer, ante nuestras ineptas y aguantadoras narices, esperando a que nos las partan. Me conformaría, fíjense Vds., con que acotara risas y sonrisas. No está el horno para risas.
    A un tío mío, por defender a España, lo despeñaron los socialistas-comunistas desde el Monte Igueldo el 6 de Septiembre de 1936, una semana antes de la liberación de San Sebastián. Era, eran unos valientes que no merecen que las generaciones que ahora estamos aquí no sepamos defender todo aquello por lo que ellos murieron. No se puede tolerar que nos acurruquemos, como damiselas temerosas, cobardemente, incapaces de reaccionar ante las burlas, mentiras y abusos de un puñado de ineptos trileros, felones desgraciados.
    Estamos en la España del S.XXI, en una Europa supuestamente civilizada, culta y democrática. Si en este escenario y bajo estas condiciones, que no son las de la Guerra Civil de España, ni las de la Segunda Guerra Mundial, las generaciones actuales ,que en nuestra España vivimos, no somos capaces de defender nuestra Nación, nuestra integridad territorial, lengua común, igualdad, derechos y libertades entonces no se que somos ni de que nos quejamos. Mereceremos cuanto nos pase.
    Llora como mujer lo que no supiste defender como hombre, le dijo al rey nazarí su madre tras la perdida de Granada.
    No se lo que nos dirían a muchos nuestras madres, pero me lo puedo imaginar, perfectamente
    Vamos a dejarnos de tantas jangás y tonterías que no hacen mas que debilitarnos, a todos. Reaccionemos de una vez.
    Buenos días.

  5. Proby dice:

    A ver si era una inocentada, porque lleva fecha del 28 de diciembre…

  6. Tantino III dice:

    Una vergüenza para Felipe VI, pero, aún más, para España, y, por ende, para todos los que nos sentimos españoles.
    Es obvio que el Rey, de acuerdo con su papel institucional, está obligado a firmar los Reales Decretos que le presenten; pero, como bien dice Ussía, no está obligado a mostrar en los mismos ningún aprecio. El que ha firmado con la concesión de la Gran Cruz de la Real y Distinguida Orden Española de Carlos III, a favor de «Coleta Morada», manifestando se «Real aprecio» a quien es su declarado némesis, supera cualquier nivel de cortesía, desborda la estolidez y entra de lleno en la más profunda estupidez. Es una flagrante humillación a La Corona que se autoinflige el propio titular de la misma. Un harakiri que, sin duda, celebrará, con gran jolgorio, el galardonado. Estoy seguro de que, si mucho placer le habrá supuesto recibir la prestigiosa condecoración, más aún le habrá reportado la vejación que la firma del RD ha representado para el Rey.
    En todo este desatino, no cabe la disculpa de que el Rey fue objeto de trampantojo por parte de Sánchez, una encerrona más de las muchas de las que suele ser objeto; es un paso más, premeditado y calculado, en la hoja de ruta que tiene como finalidad demostrar la inutilidad de esta Institución, tal como predican y persiguen sus socios y garantes de su permanencia en el poder. A la vista de los acontecimientos, y dado que Felipe VI parece prestarse al juego, o al menos resignarse a suerte, no sería nada extraño que su reinado haya entrado en una fase con fecha de caducidad. Sánchez, y toda la patulea infecta que le sostiene, tienen muy claro que, al igual que en el juego de ajedrez, abatido el rey, se ha ganado la partida. De momento, todo hace pensar que ya lo tienen en jaque.

  7. Jose maria Muro-lara dice:

    Prefiero pensar que es una estupenda
    Inocentada-

  8. Andres Blanco dice:

    Tiene que ser una inocentada, no me lo creo…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otros artículos destacados

Alfonso Ussía

¡Ser normal no es nada fácil!

Sígueme en Twitter

PÁGINAS

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

CONTACTO